¡Disfruta de SmartLeges Premium!

Suscríbete a SmartLeges Premium y disfruta de estas ventajas:

  • Consulta tantas leyes como necesites, gratuitas o de pago, sin coste adicional
  • Consulta casi cualquier ley en varios países gracias al nuevo buscador avanzado. ¡Toda la legislación a tu alcance!
  • Disfruta de todas las características de SmartLeges sin restricciones
Ver los planes

Una aplicación imprescindible y gratuita para profesionales y estudiantes del sector jurídico

Leer más
 

¡Regístrate gratis!

¿Quieres consultar esta y otras leyes completas?

Regístrate gratis y podrás consultar las leyes en tu móvil o tablet, además de subrayar textos, añadir notas...

¡Regístrate gratis!

Compartir esta ley Otras leyes de México
Email Facebook Twitter Google Linkedin Tumblr

LEY DE PROTECCIÓN CIVIL DEL ESTADO DE JALISCO

Fecha de publicación: 10/7/1993

Fecha de reforma: 18/9/2010


  • Capitulo I. Disposiciones Generales
  • Capitulo II. de las Autoridades, los Organismos Auxiliares y la Participación Social y Sus Atribuciones
  • Capitulo III. del Sistema Estatal de Protección Civil
  • Capitulo IV. del Consejo Estatal de Protección Civil
  • Capitulo V. de la Unidad Estatal de Protección Civil y Bomberos
  • Capitulo VI. de la Integración y Funcionamiento de los Sistemas Municipales de Protección Civil
  • Capitulo VII. de las Unidades Internas de Protección Civil
  • Capitulo VIII. de la Organización Voluntaria
  • Capitulo IX. de los Programas de Protección Civil
  • Capitulo X. de la Coordinación del Sistema Estatal con los Sistemas Nacional y Municipales
  • Capitulo XI. de la Educación y la Capacitación en Materia de Protección Civil
  • Capitulo XII. de la Declaratoria de Emergencia
  • Capitulo XIII. de las Inspecciones
  • Capitulo XIV. de las Medidas de Seguridad y de las Sanciones
  • Capitulo XV. de las Notificaciones
  • Capitulo XVI. del Recurso de Revisión
  • Transitorios
  • Versión 18-09-2010

Preámbulo

Ley de protección civil del estado

Publicada en el no. 40 sección ii del periódico oficial del Estado de Jalisco, el 10 de julio de 1993.

(en vigor a partir del 11 de julio de 1993)

Carlos rivera aceves, gobernador interino del Estado libre y soberano de Jalisco, a los habitantes del mismo hago saber

Que por la secretaria del H. Congreso del estado se me ha comunicado el siguiente

Decreto

Numero 15095. El Congreso del Estado decreta:

Ley de protección civil del estado

Capitulo I
Disposiciones Generales

Artículo 1

La presente ley tiene por objeto promover y regular las acciones en materia de protección civil en el Estado de Jalisco. Sus normas y reglamentos, así como los programas que se expidan conforme a sus disposiciones son de orden publico e interés general.

El propósito fundamental será el de fomentar la participación ciudadana y de gobierno para establecer las condiciones adecuadas para acceder a una sociedad mas segura y mejor protegida.

Para efectos de cumplimentar las disposiciones contenidas en esta ley, se instaurara un sistema estatal de protección civil en los términos y condiciones establecidos en el presente ordenamiento.



Artículo 2

La materia de protección civil comprende el conjunto de acciones encaminadas a salvaguardar la vida de las personas, sus bienes y su entorno, así como el funcionamiento de los servicios públicos y equipamiento estratégicos, ante cualquier evento destructivo de origen natural o generado por la actividad humana, a través de la prevención, el auxilio, la recuperación y el apoyo para el restablecimiento de los servicios públicos vitales; en el marco de los objetivos nacionales y de acuerdo al interés general del estado y sus municipios, por lo que se establecen como atribuciones legales en el ámbito de competencia a la unidad de protección civil todo lo que implique riesgos generales a la población en la materia.

En el presupuesto anual de egresos del gobierno del estado se asígnara a la unidad estatal de protección civil la partida presupuestal correspondiente a fin de dar cumplimiento a las acciones que se indican en este articulo. Dicha partida no podrá ser reducida en ningún caso y por ningún motivo y en cambio, se procurara incrementarla con base en los programas de prevención, auxilio y recuperación elaborados y presentados por la unidad estatal.

El ejecutivo del estado podrá establecer una partida especial llamada fondo estatal de desastres naturales para operación en caso de contingencias, la cual será vigilada y liberada en su caso por el comité estatal de emergencias; dicha partida será abonada a cuenta especial única de la unidad estatal quien la ejercerá, donde además se podrán recibir donaciones y para su ejercicio deberá existir autorización por los integrantes del comité estatal de emergencias, de acuerdo a las reglas de operación que para tal efecto se emitan.



Artículo 3

La prevención así como las acciones de auxilio a la población y restablecimiento de los servicios públicos vitales en condiciones de emergencia, son funciones de carácter publico que deben atender el estado y los municipios a través de la unidad estatal o municipal, y de los organismos y dependencias que se requieran y que para ello se instituyan, conforme las atribuciones que define la presente ley, promoviendo la participación de la sociedad civil.



Artículo 4

Para los efectos de esta ley, se entiende por:

I. Siniestro: determinado evento concentrado en tiempo y espacio, en el cual uno o varios miembros de la población sufren un daño violento en su integridad física o patrimonial, de tal manera que afecta su vida normal;

II. Desastre: determinado evento concentrado en el tiempo y espacio en el cual una sociedad o una parte de ella sufre un daño severo o perdidas humanas o materiales, de tal manera que la estructura social se desajusta y se impide el cumplimiento normal de las actividades de la comunidad, afectándose el funciónamiento vital de la misma;

III. Alto riesgo: la probable o inminente ocurrencia de un siniestro o desastre;

IV. Prevención: las acciónes dirigidas a identificar y controlar riesgos, evitar o mitigar el impacto destructivo de los siniestros o desastres sobre la población, sus bienes, los servicios públicos, la planta productivas y el medio ambiente;

V. Auxilio: al conjunto de acciónes destinadas primordialmente a rescatar y salvaguardar la integridad física de las personas, sus bienes y el medio ambiente;

VI. Recuperación o restablecimiento: a las acciónes encaminadas a volver a las condiciones de normalidad, una vez que ha pasado el siniestro o desastre;

VII. Riesgo: es el resultado de calcular la potencial acción de una amenaza con las condiciones de vulnerabilidad de una comunidad o sistema;

VIII. Requisa: acto unilateral de la administración publica consistente en posesionarse de bienes de los particulares o en exigirles a estos mismos la prestación de algún trabajo lícito o servicio para asegurar el cumplimiento de algún servicio de interés publico, en casos extraordinarios y urgentes;

IX. Alerta: mensaje de advertencia de una situación de riesgo latente;

X. Emergencia: situación súbita que requiere de atención urgente e inmediata;

XI. Afectado: persona, sistemas o territorios sobre los cuales actúa un fenómeno, y cuyos efectos sean perturbaciones o daños;

XII. Refugio temporal o transitorio: aquel, que dependiendo del tipo de calamidad, opera por tiempos cortos definidos y no rebasa una semana de instalación;

XIII. Albergue provisional: aquel, que dependiendo del tipo de calamidad, no rebasa su operación treinta días de duración;

XIV. Albergue permanente: aquel, que dependiendo del tipo de calamidad, rebasa su operación por mas de treinta días de duración;

XIX. Acumulación de riesgos: situación que suma o encadena los peligros que conllevan a un riesgo pudiendo ser dentro de un espacio especifico o un objetivo técnico en una zona determinada por los alcances del daño que puedan ocasíonar las acciónes de la naturaleza y los productos o materiales utilizados por el genero humano, animal o vegetal;

XV. Vulnerabilidad: ente o ser que es propenso de afectación, susceptible de sufrir daños por situación de riesgo;

XVI. Programa de protección civil: documento elaborado para hacer frente a los fenómenos destructivos cuyo contenido refiere las acciónes preventivas, de respuesta a la emergencia, de recuperación inicial y de reconstrucción;

XVII. Fenómenos destructivos: los enunciados en los grupos del orden geológicos, hidrometeorologicos, químicos, sanitarios y socio-organizativos y las subdivisiones de estos;

XVIII. Zona de amortiguamiento: el espacio que debe de existir para evitar que se intercepten dos o mas áreas que puedan representar riesgo o peligro;

XIX. Zona de riesgo: espacio territorial donde persiste amenaza de un accidente o acción susceptible de causar daño o perjuicio a alguien o a algo, derivado de circunstancias que se pueden prever pero no eludir;

XX. Voluntario: persona que por propia voluntad participa en las actividades operativas de la protección civil, generalmente recibe una capacitación básica para cumplir con eficiencia las labores que se le asígnan;

XXI. Grupo de voluntarios: asociación de personas que coadyuvan en las táreas operativas de protección civil, generalmente durante la emergencia; junto con la población, integran la organización participativa del sistema nacional de protección civil;

XXII. Atlas de riesgos naturales: documento que establece los peligros y estudios de vulnerabilidad de una superficie determinada, en la que la interpolación de estas dos variables permite conocer en forma cualitativa y cuantitativa el riesgo existente. Dicho instrumento de prevención proyectara los escenarios de corto, mediano y largo plazo y servirá de base referencial para delimitar la planeación urbana, turística e industrial; crecimiento urbano.

XXIII. Peligro: es la ocurrencia de un proceso o un evento, natural o inducido por el hombre, con el potencial de crear perdidas.

XXIV. Albergue: lugar físico destinado a prestar asílo, amparo, alojamiento y resguardo a personas ante la amenaza, inminencia o ocurrencia de un fenómeno destructivo;

XXV. Acumulación de riesgos: situación que suma o encadena los peligros que conllevan a un riesgo pudiendo ser dentro de un espacio especifico o un objetivo técnico en una zona determinada por los alcances del daño que puedan ocasíonar las acciónes de la naturaleza y los productos o materiales utilizados por el genero humano, animal o vegetal;

XXVI. Unidad estatal: unidad estatal de protección civil y bomberos; y

XXVII. Reglamento: el reglamento de la ley estatal de protección civil del Estado de Jalisco.

XXVIII. Consultor: persona experta en la materia de protección civil con capacidad debidamente acreditada ante la unidad estatal de protección civil y bomberos o la unidad municipal conforme a la competencia que señalan los reglamentos para la realización de estudios de riesgos y programas específicos en materia de protección civil y que presta sus servicios profesionales a terceros;

XXIX. Estudio de riesgo: documento que integra la caracterización de riesgos, y la información técnica empleada en su evaluación; las premisas y criterios aplicados; la metodología de análisis empleada; limitaciones del estudio y el catalogo de los escenarios de riesgos, entre otros, que debe considerar los riesgos internos y externos de origen antropogenicos y naturales, además de que debe identificar peligros o condiciones peligrosas en los materiales y sustancias o en los procesos; analizar y modelar las consecuencias en caso de fuga o falla y la frecuencia con que pueden ocurrir, y caracterizar y jerarquizar el riesgo resultante a fin de determinar la posibilidad de perdida tanto en vidas humanas como en bienes o en capacidad de producción;

XXX. Riesgo: de manera cualitativa es la probabilidad de ocurrencia de daños, perdidas o efectos indeseables sobre sistemas constituidos por personas, comunidades o sus bienes, como consecuencia del impacto de eventos o fenómenos perturbadores, y de manera cuantitativa se puede representar de forma matemática como: riesgo = vulnerabilidad x valor x peligro;

XXXI. Peligro: es la probabilidad de que un área en particular sea afectada por algúnas de las manifestaciones destructivas de la calamidad;

XXXII. Vulnerabilidad: es la susceptibilidad o propensión de los sistemas expuestos a ser afectados o dañados por el efecto de un fenómeno perturbador, es decir, el grado de perdidas esperadas, que puede ser expresado en porcentaje;

Xxxiii exposición: se refiere a la cantidad de personas, bienes y sistemas que se encuentran en el sitio y que son factibles de ser dañados;

XXXIV. Programa externo de protección civil o programa general: el que se dirige a proteger a la población, sus bienes y su entorno ante la presencia de fenómenos destructivos de origen natural o humano. De conformidad con su ámbito de acción, estos programas pueden ser:

A) estatal, que contiene acciónes de protección civil determinadas en función de la problematica que en la materia se presenta en el área de una entidad federativa, y conlleva la participación de las autoridades gubernamentales y de los sectores privado y social correspondientes, y

B) municipal, que contiene acciónes de protección civil determinadas en función de la problematica que en la materia se presenta en el área del municipio, y conlleva la participación de las autoridades, de los sectores privado y social y de la población en general circunscrita a ese ámbito.

XXXV. Programa especifico de protección civil: aquel que se circunscribe al ámbito de una dependencia, entidad, institución y organismo, pertenecientes a los sectores publico en sus tres ámbitos de gobierno, privado y social y se aplica en los inmuebles correspondientes con el fin de salvaguardar la integridad física de los empleados y de las personas que concurren a ellos, así como de proteger las instalaciónes, bienes e información vital ante la ocurrencia de una calamidad.



Artículo 5

Los inmuebles donde desarrollen actividades o de servicios de medíano y alto riesgo, y aquellos inmuebles que reciban una afluencia masíva de personas, deberán contar con el programa especifico de protección civil, y los propietarios, arrendatarios, poseedores o representantes legales están obligados a cumplir y hacer cumplir el programa especifico de protección civil para dicho inmueble, el cual deberá presentarse ante la unidad estatal o municipal, para obtener, en caso de ser procedente, el dictamen favorable, sin el cual no se podrán realizar actividades.

El programa especifico de protección civil deberá cubrir los siguientes aspectos:

I. Datos generales de la empresa:

A) razón social y comercial;

B) objeto de la sociedad, anexando acta constitutiva certificada ante notario publico, así como la descripción de las actividades que se realizaran en la empresa;

C) cantidad total de trabajadores, desglosada por turno o jornada laboral, así como la población flotante que pudiera existir;

D) domicilio para oír y recibir notificaciónes, numero telefónico o cualquier otro medio de comunicación disponible para estos efectos;

E) carta de presentación del documento, que contenga nombre y firma autógrafa del propietario, representante legal o responsable de la empresa acreditando su personería;

F) nombre, firma autógrafa, numero de registro y vigencia del responsable técnico de la elaboración del programa especifico de protección civil, así como una copia simple de su identificación vigente;

G) índice temático del documento;

H) subprograma de prevención, auxilio y recuperación, con las divisiones físicas en cada uno;

I) estudio o análisis de riesgos actualizado, sobre los cuales esta fundamentado el programa y donde se determinaron los posibles encadenamientos de calamidades, y

J) las que establezcan los ordenamientos aplicables a la materia.

En caso de que se modifiquen las actividades que realizan o las instalaciones del inmueble, deberá llevarse de nuevo el tramite descrito.

El programa especifico de protección civil deberá ser dictaminado de forma favorable o no, según proceda, en un plazo que no exceda de veinte días hábiles contados a partir del día hábil siguiente que la autoridad lo haya recibido; la autoridad tendrá diez días hábiles para requerir información adicional, solicitar modificaciones o aclaraciones, en cuyo caso, correrá un termino de veinte días; a partir de que el particular no complemente la información en el plazo de diez días hábiles contados a partir del día siguiente hábil a que surta efectos la notificación del requerimiento, se desechara el tramite.



Artículo 6

En todos los inmuebles, excepto en casas habitación unifamiliares, los arrendatarios, propietarios y poseedores estarán obligados a colocar señalizacion e instructivos para casos de emergencia, conforme a lo que señale el reglamento.



Artículo 7

En toda negociación o centro laboral, conforme a lo señalado en el reglamento, se deberá:

I. Capacitar en materia de protección civil cada año a las personas que ahí laboren;

II. Crear y registrar ante la unidad estatal o municipal una unidad interna de protección civil. Tanto la unidad estatal como las municipales se informaran entre si respecto de dichos registros;

III. Tramitar y obtener la autorización y registro ante la unidad estatal con cuando menos cinco días naturales antes de iniciar operaciones que involucren el manejar, almacenar, transportar y utilizar materiales tipificados como peligrosos y/o explosivos en la entidad; y

IV. Cumplir las disposiciones que se dicten en las suspensiones o restricciones de actividades publicas y privadas que se recomienden, especificando su tiempo de duración y conclusión.



Artículo 8

El reglamento determinara los lineamientos generales para: organizar las unidades internas de protección civil; dar los avisos a que se refiere esta ley y para obtener las autorizaciones de la unidad estatal o municipal.



Artículo 9

Por la naturaleza de las acciones de protección civil, principalmente en casos de emergencia, se invitara a particpar a los medios de comunicación social, conforme a las disposiciones que regulan sus actividades, en colaboración con las autoridades competentes respecto a la divulgación de información veraz y oportuna dirigida a la población, apegandose en todo momento a las prioridades establecidas por la unidad estatal o municipal de protección civil, respectando el mando que se establezca según sea el caso.



Capitulo II
de las Autoridades, los Organismos Auxiliares y la Participación Social y Sus Atribuciones

Artículo 10

Son autoridades encargadas de la aplicación de la presente ley, en el ámbito de sus respectivas competencias:

I. El gobernador del estado;

II. Los gobiernos municipales;

III. El consejo estatal de protección civil;

IV. Los consejos municipales de protección civil;

V. La unidad estatal; y

VI. Las unidades municipales de protección civil.

Para el caso de desastres o contingencias donde este a cargo la autoridad estatal, la unidad estatal coordinara los trabajos y operaciones que realicen las autoridades, salvo acuerdo del titular del poder ejecutivo.



Artículo 11

Son atribuciones del ejecutivo del estado:

I. Coordinar las acciones para la adecuada y oportuna operación del sistema estatal de protección civil;

II. Aprobar y publicar el programa estatal, conforme las disposiciones de esta ley y las normas estatales en materia de planeación;

III. Ejecutar y vigilar las acciones descritas en el programa estatal de protección civil;

IV. Asegurar la congruencia del programa estatal con el programa nacional de protección civil y hacer las proposiciones pertinentes al ejecutivo federal para su elaboración, evaluación y revisión;

V. Aprobar y publicar la ejecución de los programas, planes y disposiciones institucionales de la unidad estatal;

VI. Vigilar la ejecución de los programas institucionales y los programas operativos anuales;

VII. Coadyuvar con las autoridades federales en integración del sistema nacional de protección civil y en la ejecución del programa nacional correspondiente en la entidad;

VIII. Celebrar convenios, cuando así se requiera, con los gobiernos de los municipios, de las entidades federativas o de la federación, que apoyen los objetivos y finalidades del sistema nacional y los sistemas municipales y estatal de protección civil;

IX. Promover la coordinación de las dependencias y organismos públicos estatales y municipales, para hacer efectivas las disposiciones en materia de protección civil, expresadas en los programas y planes de protección civil respectivos;

X. Designar a la persona que en su representación presidirá al consejo estatal de protección civil y al comité estatal de emergencia;

XI. Publicar, difundir, cumplir y hacer cumplir las disposiciones de la declaración de emergencia que se expida el comité estatal de emergencia;

XII. Solicitar al ejecutivo federal el apoyo necesario para desarrollar las acciones de auxilio y recuperación, cuando los efectos de un siniestro o desastre lo requieran;

XIII. Apoyar y asesorar a los ayuntamientos que lo soliciten, en la integración de los sistemas municipales de protección civil y en la elaboración de sus programas;

XIV. Apoyar a los gobiernos municipales que lo soliciten, para desarrollar las acciones de prevención, auxilio y recuperación en casos de alto riesgo, siniestro o desastre;

XV. Vigilar el cumplimiento de las disposiciones de esta ley y expedir los reglamentos necesarios en todos los aspectos que no están encomendados expresamente a los ayuntamientos;

XVI. Promover la capacitación de los habitantes del estado en materia de protección civil;

XVII. Promover la participación ciudadana en la elaboración, ejecución, evaluación y revisión de los programas y planes estatales y municipales de protección civil;

XVIII. Asociarse con otras entidades publicas o con particulares para coordinar, concertar y ejecutar la realización de acciones programadas en materia de protección civil;

XIX. Vigilar el cumplimiento de las disposiciones de esta ley y los programas de protección civil, en el ámbito de su competencia y de conformidad con los convenios de coordinación que celebre con la federación y con los municipios;

XX. Resolver el recurso administrativo previsto en esta ley; y

XXI. Las demás atribuciones que le otorguen la presente ley y otras disposiciones legales relativas.

Las facultades previstas en las fracciones iii, v, vi, viii, xiii, xvi, xvii, xix y xx de este articulo podrá ejercerlas a través de la unidad estatal.



Artículo 12

Corresponde a los ayuntamientos: i. Integrar el sistema municipal de protección civil;

II. Aprobar, publicar y ejecutar el programa municipal de protección civil, así como los planes de protección civil y programas institucionales que se deriven;

III. Participar en el sistema estatal de protección civil y asegurar la congruencia de los programas municipales con el programa estatal de protección civil, haciendo las propuestas que estimen pertinentes;

IV. Solicitar al gobierno del estado el apoyo necesario para cumplir con las finalidades de esta ley, en el ámbito de su jurisdicción, en los términos del articulo 43 de la presente ley;

V. Celebrar convenios con los gobiernos estatal y federal, que apoyen los objetivos y finalidades de los sistemas de protección civil;

VI. Coordinarse y asociarse con otros municipios de la entidad y el gobierno del estado a través de la unidad estatal, para el cumplimiento de los programas;

VII. Instrumentar sus programas en coordinación con el consejo y la unidad estatal de protección civil;

VIII. Difundir y dar cumplimiento a la declaración de emergencia que en su caso expida el comité estatal;

IX. Publicar, difundir y dar cumplimiento a la declaración de emergencia que en su caso, expida el comité municipal;

X. Solicitar al ejecutivo estatal el apoyo necesario para desarrollar las acciones de auxilio y recuperación, cuando los efectos de un siniestro o desastre lo requieran;

XI. Asociarse con otras entidades publicas o con particulares para coordinar y concertar la realización de las acciones programadas en materia de protección civil;

XII. Integrar en los reglamentos de zonificación urbana y de construcción los criterios de prevención y hacer que se cumplan por conducto de la autoridad correspondiente;

XIII. Asegurar que las obras de urbanización y edificación que autoricen, se proyecten, ejecuten y operen, conforme las normas de prevención;

XIV. Promover la constitución de grupos voluntarios integrados al sistema municipal de protección civil, autorizar sus reglamentos y apoyarlos en sus actividades, así como registrar y validar su preparación;

XV. Promover la difusión y capacitación de los habitantes del municipio en materia de protección civil;

XVI. Proporcionar información y asesoría a la población en general para elaborar programas y planes de protección civil e integrar unidades internas de protección civil, a fin de realizar acciones de prevención y auxilio en las colonias, barrios y unidades habitacionales;

XVII. Promover la participación de los grupos sociales que integran su comunidad, en el sistema municipal de protección civil para la formulación y ejecución de los programas municipales;

XVIII. Aplicar las disposiciones de esta ley e instrumentar sus programas en coordinación con el sistema y la unidad estatal;

XIX. Vigilar a través de la unidad municipal de protección civil, el cumplimiento de esta ley por parte de las instituciones, organismos y empresas de los sectores publico, social y privado, en el ámbito de su competencia y de conformidad con los convenios de coordinación que celebre con el estado y la federación;

XX. Tramitar y resolver el recurso administrativo previsto en esta ley;

XXI. Las demás que le señalen esta ley y otras normas y reglamentos aplicables; y

XXII. Establecer los albergues y refugios temporales de su comunidad.